Lo que AMLO propone para los adultos mayores, ¿quién recibirá el doble de pensión? ¿qué implica?

El presidente electo de México, Andrés Manuel López Obrador, cuyo partido tiene mayoría en el Congreso, insistió este domingo en presumir que su gobierno duplicará el monto de la pensión para adultos mayores.

En el estado de Nayarit, López Obrador hizo algunas precisiones respecto a ese apoyo económico, como ya lo había hecho quien será su secretario de Hacienda, Carlos Urzúa.

Actualmente, los adultos mayores a partir de 65 años reciben (por medio de Sedesol, con depósitos en tarjetas) 1,160 pesos cada dos meses.

López Obrador dice que los adultos mayores, durante su administración, recibirán la misma cantidad, pero cada mes. En suma, unos 2,300 pesos de forma bimestral.

Sin embargo, se elevará la edad necesaria para recibir ese monto. En el caso de los adultos mayores que vivan en zonas urbanas, para recibir el doble de pensión tendrán que tener 68 años cumplidos.

En el caso de adultos mayores indígenas, el programa los beneficiará desde los 65 años.

Otra acotación que hizo López Obrador es que, con su programa de apoyo universal para adultos mayores, podrán recibir la pensión incluso aquellos jubilados y pensionados por el IMSS y el ISSSTE, sin importar su nivel socioeconómico.

El presidente electo aclaró que aquellas personas que actualmente tienen 65, 66 y 67 años, seguirán obteniendo el apoyo que reciben, cada dos meses.

López Obrador no precisó del todo si, a partir del inicio de su gobierno, y si se pone en marcha su esquema de pensiones para adultos mayores, aquellos que cumplan 65 años en zonas urbanas ya no recibirán ningún tipo de pensión (ni siquiera los 1,160 pesos bimestrales), y tendrán que esperar a cumplir los 68.

En el Senado, por medio de un punto de acuerdo, la legislador priista Nuvia Mayorga pidió a López Obrador reconsiderar su decisión, de aumentar de 65 a 68 años, la edad para recibir la pensión del programa de apoyo a adultos mayores.

Lo anterior, porque de acuerdo con la senadora esa medida afectaría la calidad de vida de miles de personas, aumentando el nivel de pobreza de la población que tiene entre 65 y 67 años.

“Una decisión así, y aún más cuando no se ha justificado desde el punto de vista técnico o financiero, entraría en profunda contradicción con el discurso progresista que ha enarbolado el presidente electo”, apuntó.

De acuerdo con el documento de la senadora, unos 2.1 millones de personas, que actualmente tienen entre 65 y 67 años en México, quedarían fuera del beneficio anunciado por López Obrador, de duplicar la pensión para adultos mayores.

El punto de acuerdo planteado por Mayorga fue respaldado por los senadores Juan Zepeda, del PRD; Miguel Ángel Mancera, Vanessa Rubio, del PRI, y Damián Zepeda, del PAN, entre otros.

El secretario general del PAN, Fernando Rodríguez Doval, indicó el sábado pasado que su partido no comparte la medida anunciada por López Obrador, de aumentar de 65 a 68 años la edad para recibir la pensión.

“Aumentar la edad de jubilación a los 68 años se trata de una solución simplista y fácil que no compartimos”, dijo Rodríguez Doval.

 

Fuente: Animal Político

Comentarios

Comentarios