Inician proceso penal en contra de probables sicarios

La Fiscalía de Distrito Zona Centro acreditó la probable autoría de dos sujetos miembros del crimen organizado, en un homicidio suscitado el 05 de enero, en la colonia María Elena Hernández, ilícito por el cual se les inició una investigación, bajo la medida cautelar de prisión preventiva.

De acuerdo con las primeras indagatorias, alrededor de las 13:00 horas del citado día dos hombres con armas de fuego calibre 9 mm, ingresaron a un domicilio ubicado en la calle Leona Vicario bajo el numeral 421, donde dispararon en contra de la víctima Leopoldo Herminio Márquez Rivas, quien perdió la vida en el lugar.

Tras el reporte a los números de emergencia, las distintas corporaciones de seguridad iniciaron un operativo para la búsqueda de los responsables del crimen.

Durante la acción policial localizaron un vehículo abandonado marca Dodge, Stratus, color blanco en el que de acuerdo a testimoniales llegaron al domicilio, el cual, contaba con reporte de robo y en cuyo interior, se localizaron cartuchos útiles del mismo calibre al arma utilizada en el homicidio.

Un par de horas después elementos de la Comisión Estatal de Seguridad capturaron a Jaime Alberto C. D., alias “El Gordo” y a Ángel Antonio R. R., alias “Onek”, quienes coincidían con las características de los agresores y que además, portaban una pistola calibre 9 mm.

Los sujetos fueron puestos a  disposición de la Procuraduría General de la República por la posesión de un arma de fuego de uso exclusivo del ejército y las Fuerzas Armadas.

Por su parte, los Agentes de la Unidad Especializada en Investigación de Delitos Contra la Vida realizaron todas las diligencias correspondientes para verificar la probable autoría de los detenidos en este delito.

A través de pruebas periciales de balística, testimoniales, diversos análisis, un trabajo de inteligencia y el cotejo de los indicios, se logró determinar que ambos sujetos eran los probables responsables del asesinato.

Una vez recopiladas las evidencias y presentadas ante un Juez de Control, se obtuvo una orden de aprehensión en contra de Jaime Alberto C. D. y Ángel Antonio R. R, la cual fue ejecutada por el delito de homicidio calificado.

Posteriormente, en la audiencia de vinculación a proceso, el Tribunal determinó que existen indicios suficientes para iniciarles un proceso penal a ambos, bajo la medida cautelar de prisión preventiva hasta que concluyan las investigaciones.

Este resultado es el reflejo de la inmediata reacción y coordinación de las distintas corporaciones de seguridad, así como la rápida recopilación de evidencias con el objetivo de dar una expedita procuración de justicia.

Comentarios

Comentarios