Derrama de 229 mdp por festejo guadalupano

El festejo de la Guadalupana –que comenzó el pasado 8 de diciembre hasta este 12- generará una derrama económica para los comerciantes de la zona de la Basílica en la Ciudad de México de 229 millones 740,000 pesos, compuesta principalmente por consumo de alimentos, hospedaje y compra de recuerdos, estimó la Cámara de Comercio, Servicios y Turismo en Pequeño de la capital.

No obstante la informalidad a través de puestos ambulantes serán los más beneficiados, porque sus ventas representarán el 30% de lo comerciado por los establecidos.

De los 1,977 giros comerciales y de servicios del polígono de la Basílica, alrededor de 800 tiene actividad positiva al estar relacionados a la prestación de servicios y algunos comercios dedicados a venta de artículos relacionados a lo religioso o los alimentos. Mientras que los comercios ajenos a la celebración y prestadores de servicios generales, ven incluso reducida su actividad en un 60%, pues los asistentes hacen una visita de paso, consumiendo algunos alimentos y principalmente comprando recuerdos y artículos religiosos.

Ada Irma Cruz, presidente de la Canacope, expresó que la celebración del 12 de diciembre en la Ciudad de México, genera una gran movilización de personas en las vías de acceso a la ciudad y la Basílica de Guadalupe; sin embargo, en la zona de la Basílica no todos los negocios de la zona se ven beneficiados como podría esperarse de una alta afluencia de personas, que en esta edición, se espera cercana a los 8 millones de peregrinos del viernes 8 al martes 12 de diciembre.

Destacó que alrededor de la Basílica y en las diversas rutas de acceso de peregrinos a la ciudad, se da la presencia de personas que a manera de “manda”, obsequian alimentos, agua y otros artículos, que disminuyen el consumo en la zona, aunque indirectamente generan un consumo previo de diversos insumos. En ese sentido, se estima que en promedio, se invierten 1,200 pesos en una “manda” consistente en regalar o donar alimentos a los peregrinos.

Por otro lado, las celebraciones que a lo largo y ancho de la Ciudad de México se darán desde la noche del lunes 11 y todo el 12 de diciembre, podrán generar una derrama económica cercana a los 125 millones de pesos, cifra estimada, ya que no existe un dato preciso sobre el número de celebraciones que se tendrá.

Una celebración popular en Iglesias, altares en calles, avenidas y plazas, así como celebraciones en centros de trabajo y particulares; podrán tener un costo promedio aproximado de 15,000 pesos para 200 personas.

 

Fuente: El Universal

Comentarios

Comentarios