Se vivió ola de disturbios tras final de la Euro

hfgjhgf

La policía de París utilizó gas lacrimógeno para dispersar a un grupo de revoltosos en la zona debajo de la Torre Eiffel donde fanáticos observaban el domingo la final de la Eurocopa entre Francia y Portugal.

Los enfrentamientos entre la policía y los revoltosos ocurrió a unos 100 metros de la zona donde una multitud observaba el partido en una pantalla gigante, dijeron las autoridades.

Se trataba de apenas unas pocas docenas de problemáticos, que parecían querer entrar a la zona donde había unos 80 mil fanáticos viendo el partido. Algunos prendieron fuego a basura en la calle debajo de la torre.

Comentarios

Comentarios