Epidemia de vacas locas en Canadá beneficiará a ganaderos chihuahuenses

111vacas1511112

Estados Unidos cerró a Canadá la frontera para exportar ganado luego de que se confirmó el caso de la enfermedad “vacas locas” en una granja de ese país, y para subsanar la demanda acudieron a México, en especial Sonora y Chihuahua, para abastecerse de este alimento, lo cual ocasionó un incremento de 30 centavos al precio de la libra de becerro, que aunado al incremento del dólar, significa una oportunidad para los ganaderos chihuahuenses de reabastecer sus arcas y prepararse para los años difíciles que se avecinan, aseguró Pedro Ferreiro Maíz, presidente de la Unión Ganadera Regional de Chihuahua.

A nivel nacional se comercializa el becerro de 140 kilos por encima de 110 pesos por kilo, mientras que de exportación el preció alcanzó los 3.65 dólares por libra, en lotes de 300 libras cada uno, el peso de un becerro promedio, y esto significa 30 centavos más que la semana pasada, lo cual, manifrestó Ferreiro Maíz, es un incremento abrupto.

La razón se encuentra en el cierre a la importación de ganado canadiense por parte de Estados Unidos, debido a la alerta sanitaria por la enfermedad “vacas locas” confirmada hace un mes por autoridades de Canadá.

El país vecino del norte tiene que cubrir una demanda de ganado, por lo cual acudieron a México, en especial Chihuahua, que es uno de los dos únicos estados con el estatus sanitario requerido, de ahí el incremento al valor de los becerros.

Otro factor ha sido el incremento en el valor del dólar que permite, en suma con la alta demanda de ganado mexicano, una mayor exportación por parte de productores tanto pequeños como grandes.

Alrededor del 80 por ciento de los ganaderos en Chihuahua pertenecen al sector social, es decir, son dueños de cero a 50 cabezas de ganado y gracias al temporal húmedo, el 60 por ciento del estado ha tenido un bien inventario para asegurar la pastura, mientras que el 40 por ciento restante recurre a las reservas de zacate, aseguró el presidente de la Ugrch.

En Chihuahua existen un millón 200 mil cabezas de ganado bovino y hay 110 mil fierros de herrar registrados, lo cual se traduce a unos 40 mil ganaderos, destacó el líder de la unión ganadera; de estos, la gran mayoría son del sector social.

La situación debe ser aprovechada por los productores ganaderos chihuahuenses pues tiempos de crisis se avecinan en el futuro próximo, ya que el cierre de Estados Unidos a las importaciones canadienses es temporal y habrá una menor demanda de ganado, tanto de exportación como a nivel nacional.

El precio del producto final, es decir los cortes, llega al consumidor con un 40 por ciento más caro y en cuestión de la devaluación del peso ante el dólar, a quienes tienen sueldos fijos no les beneficia, indicó Ferreiro Maíz.

Instó a trabajar para una mayor eficiencia en la productividad de las vacas, mantener los agostaderos y prepararse para la caída de los precios, luego de que sea normalizado el inventario estadounidense.

Comentarios

Comentarios